Электроинструмент Makita по низким ценам
knee surgery

El síndrome de Peter Pan

Resultado de imagen para sindrome de peter pan hombre

Escrito Por Duque Barrón

Aunque el Síndrome de Peter Pan (El hombre que nunca crece) fue acuñado   y aceptado en el año de 1983 con la publicación de un libro con ese nombre, deriva de situaciones propias de la era de la modernidad (post-industrial), don- de la exigencia social hacia el “desempeño” personal, según mi opinión, provoca una evasión de responsabilidades propias del individuo que por su edad, tendría que irse incorporando de manera responsable a la sociedad. Aunque no existe evidencia que demuestre que sea una enfermedad y no se encuentra listado en el MANUAL DIAGNÓSTICO ES- TADÍSTICO DE LOS TRASTORNOS MENTALES, tiene repercusiones serias tanto en la familia como en la sociedad y vale la pena hablar de éste, ya que hasta ahora el tratamiento que se sugiere es el que corresponde a toda neurosis, pues su característica más fuerte es la negación de la disfunción.

Independientemente de  la  ansiedad  y depresión constantes con que vive quien lo padece, queda obviamente la incapacidad para ser autosuficientes y para aceptar y reconocer el proceso de envejecimiento; todo esto, derivado del recuerdo de una infancia que se vivió bajo una coraza demasiado protectora por parte de los padres, una infancia “demasiado feliz”, qué ironía, ¿no?

El sujeto continúa viviendo protegido por una especie de coraza psicológica para no advertir el paso del tiempo pero, por una serie de circunstancias imprevisibles, esta coraza desaparece de vez en vez y lo deja desnudo frente al espejo de una vida dolorosamente irrealizada al lado de una pareja equivocada o en muchos casos en soledad absoluta y con una autoestima sumamente baja.

Entre  los  famosos  de  este  siglo tenemos a Michael Jackson, quien tenía tanta identificación con esa parte de la perso-nalidad infantil que mandó construir en su rancho un parque de diversiones al que llamó “Neverland Valley Ranch” en alusión a la tierra de “Nunca Jamás” don- de transcurre el cuento de Peter Pan. Si bien el talento impresionante con que Jackson contaba le permitió lograr una “realización” y hacer una aportación monumental a la música POP -ya sabemos su triste final-, pero desconocemos el estado actual de sus hijos, ¿cómo podemos imaginar que haya formado a estos seres cuando estaba en tal estado de negación de la adultez?

Yo pensaba en un principio que este padecimiento era propio de las sociedades sobreprotectoras como la latina, pero Sigmund Freud ya hablaba de la fijación, refiriéndose de alguna manera al estancamiento de la evolución de la personalidad.

Sin embargo, sabemos que en nuestra sociedad latina sobreprotectora encontramos muchísimos casos de personas que a los cuarenta años continúan viviendo con y de sus padres, algunos incluso se escudan en ser “eternos estudiantes”, aduciendo su gusto por aprender o pre- tendiendo realizar proyectos personales que jamás terminan. Estas personas lo- gran engañarnos muchas veces.

Ahora bien, el tema de “crecer” muchas veces implica negar la parte más pura de la personalidad que es la infancia, y aquí surge la controversia de identificar erró- neamente tal “pureza” con una enferme- dad psicológica.

¿A qué se refería Jesús con: “Bienaventurados los puros de corazón porque de ellos es el reino de los cielos”? Te lo dejo de tarea, yo ya me voy a ver una serie para adultos.

Información de Contacto

LUVAN MAGAZINE

Datos de Contacto