Электроинструмент Makita по низким ценам
knee surgery

ECONOMÍA Y ALGO MAS

Imagen relacionada

Escrito Por: AGUSTÍN BELTRÁN

Hace 23 años se firmó el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) entre Canadá, Estados Unidos y México. En un principio muchas organizaciones tanto sociales como políticas se opusieron a dicho tratado comercial. Hoy en día podemos comprobar con datos y hechos que el mexicano en promedio tiene mejor calidad de vida, gracias al tratado de libre comercio. La apertura comercial de México hacia los mercados internacionales, sobre todo la preferencia comercial hacia el mercado más grande del mundo, permitió la adquisición de productos a mejores precios. Esto supuso una ventaja para los mexicanos, pues podíamos adquirir productos a precios más bajos.

Si bien el país ha logrado mejorar la calidad de vida de los mexicanos con la adquisición de productos a mejores precios, aprovechando las ventajas comparativas que el mercado norteamericano ofrecía, éste es el lado bonito del TLCAN, ahora toca mencionar la parte de la que poco se habla.

Hoy en día México es el mayor importador de televisiones del mundo, el mayor productor de automóviles del mundo y la inmensa mayoría de los productos que son importados de México hacia los Estados Unidos no son de origen totalmente mexicano. Por poner un ejemplo, no existe una sola empresa fabricadora de automóviles mexicana, las grandes armadoras son extranjeras, y si bien es cierto que muchas de las partes son fabricadas en México con materiales extranjeros, incluso pre-fabricados en otras partes del mundo (que si bien esto es un proceso inherente a la globalización, no significa que sea lo correcto o que no se pueda o deba cambiar), las verdaderas ganancias de estas “exportaciones” se las llevan las grandes transnacionales a sus países de origen.

El actual presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, tiene razón cuando dice que existe un déficit comercial con México de 58,000 millones de dólares a favor de México, lo triste es que ese dinero se va a los bolsillos de otros países y no se queda en México. Es decir, ellos se llevan los dólares y nosotros nos quedamos con los centavos. Gracias Donald Trump por hacernos repensar el TLCAN.

Resultado de imagen para billetes mexicanos png

Boletin de noticias